ABRAZA LA TIERRA: DE LA CIUDAD AL CAMPO

La vuelta al campo no es sólo un viaje geográfico. Puede ser también un tránsito cultural.

Abraza la tierra

Uno de los pocos efectos positivos que ha traído esta crisis que nos azota desde 2008 es un repunte de la migración de la ciudad al campo. La crisis económica e inmobiliaria está haciendo que algunos urbanitas busquen refugio y una nueva oportunidad en los pueblos. El proyecto Abraza la Tierra puede ser de gran ayuda en esta misión (www.abrazalatierra.com).

Abraza la Tierra es un proyecto de cooperación interterritorial compuesto por 18 grupos locales en Aragón, Castilla y León, Madrid y Cantabria. El programa se dirige a personas con iniciativa que quieran emprender un proyecto empresarial en el medio rural, integrándose en la vida del municipio y participando en ella como un miembro más de la comunidad. La finalidad de los grupos locales es facilitar la llegada y la integración de los nuevos vecinos en el pueblo. Para ello facilitan, entre otras cosas, asesoramiento, información sobre viviendas disponibles y posibles subvenciones e incluso designan un tutor encargado de facilitar la integración en la comunidad.

La revitalización del área rural favorece la corrección de desequilibrios territoriales, la contención de riesgos medioambientales (incendios, pérdida de biodiversidad, etc.) y la recuperación de valores culturales.

En tiempos de crisis es un buen momento para replantearnos los principios sobre los que descansa nuestra sociedad y nuestra escala de valores. La vuelta al campo no debe quedarse sólo en un cambio de escenario en el que desarrollar un oficio o un proyecto empresarial. El retorno a la tierra ofrece una magnífica oportunidad para innovar y reinventarnos. Una innovación no concebida únicamente como un progreso tecnológico sino una vuelta a las cosas buenas que hemos perdido por el camino. Nuestros pueblos nos hablan de cercanía, de arraigo, de costumbres, de mercado local, de artesanía y del valor del trabajo bien hecho, de relación armoniosa del hombre con la naturaleza. Lo innovador es, hoy en día, recuperar la cultura del campo y el modo de vida tradicional.

Si te ha gustado, comparte

Deja un comentario